Elegir tu cepillo de dientes es mucho más importante de lo que crees

Elegir tu cepillo de dientes es mucho más importante de lo que crees

Seguro que cuando vas a comprar unos zapatos miras varios modelos, te los pruebas, te gusta que no solo sean bonitos, sino también cómodos… Al fin y al cabo, los pies son una parte muy importante de nuestro cuerpo y, por ello, hay que cuidarlos. ¿Consideras a tus dientes menos importantes? Si la respuesta es no, continúa leyendo.

A la hora de comprar un cepillo de dientes, no debemos llevarnos a casa el primero que cae en nuestras manos, sino que debemos elegirlo correctamente. Recuerda: ¡¡Estamos hablando de la salud de tu boca!! Ante la gran oferta existente, desde Pierrot te damos unos consejos para que elijas el cepillo adecuado.

cepillospierrot

En primer lugar, el tamaño –del cabezal- SÍ importa. Debemos elegir cepillos con un cabezal mediano o pequeño, ya que con los de tamaño grande tendremos problemas para acceder adecuadamente a todos los rincones de nuestra boca, especialmente a las piezas traseras.

En el caso de los niños, es muy importante que el cepillo sea del tamaño adecuado y, por ello, lo más aconsejable es fijarse en los modelos recomendados para cada rango de edad.

Otra característica sumamente importante es la dureza de las cerdas o filamentos. La mayoría de los expertos coinciden en que elegir un cepillo de dientes de dureza media nos permite remover los restos de alimentos y la placa producida, sin dañar el esmalte de los dientes ni nuestras encías.

Respecto al tipo de mango del cepillo, es recomendable que sea anatómico y que esté hecho con material antideslizante. Estas especificaciones aparte, dejamos el modelo en cuestión al gusto del consumidor. La mejor forma de cepillo será la que nos sea cómoda y nos permita llegar fácilmente a todos nuestros dientes.

Renueva tu cepillo cada 3 meses

Una vez hayamos elegido nuestro cepillo de dientes ideal, debemos recordar cambiarlo aproximadamente cada 3 meses o antes si fuera necesario. Puede que veamos los filamentos de nuestro cepillo desgastado y decidamos no esperar esos 3 meses, o incluso puede que hayamos estado enfermos con resfriado -otra poderosa razón para cambiar de cepillo de dientes antes de tiempo-. ¿O acaso quieres mantener a todos esos gérmenes viviendo en tu cepillo?

Recuerda que mantener tu cepillo de dientes en buenas condiciones contribuye enormemente a tener una mejor higiene bucal.

Tras estas recomendaciones, si quieres encontrar el cepillo perfecto para ti, en Pierrot poseemos una extensa gama de cepillos de dientes para que puedas comenzar a utilizarlo cuanto antes.

Síguenos, da 'me gusta' y comparte: